CASTILLO DE PÌTTAMIGLIO

CASTILLO DE PÌTTAMIGLIO

martes, 27 de marzo de 2007

HACIA LA CREACIÓN DE LA COMEDIA NACIONAL

La Casa de Arte, compañía teatral oficial, fue creada en marzo de 1928 por el Ministro de Instrucción Pública, profesor Enrique Rodríguez Fabregat. Funcionaría sólo hasta fin de ese año debido a que los problemas económicos frustraron el intento. Angel Curotto y Carlos César Lenzi fueron los directivos de la institución, quienes nombraron como régisseur a Don Carlos Brussa.La compañía la integraron actores argentinos y uruguayos, entre ellos Héctor Cuore que luego sería fundador de la Comedia Nacional.(...) En octubre de 1929, el entonces diputado por Montevideo Justino Zavala Muniz presentó un proyecto de ley para el Fomento de la Producción Artística. (*II)En este proyecto de ley se preveía la creación de una Compañía Nacional de Arte Dramático. En su extensa argumentación Zavala Muniz reclamaba el problema de la atención que el Estado debe a los artistas (*III), este proyecto no prosperó.Con la creación del SODRE en 1929 se iniciaron trasmisiones de radioteatro con la participación de Carlos Brussa y Angel Curotto.Angel Curotto...junto a los críticos José Pedro Blixen Ramírez y Romeo Negro forman en 1937 la Compañía Nacional de Comedias que contaba con una pequeña subvención del Ministerio de Instrucción Pública, con un elenco que encabezado por Tita Merello y Santiago Arrieta, estrenó en el SODRE varias obras de autores nacionales. (*IV) En 1942 se fundó una Comedia Nacional y una Escuela Nacional de Arte Dramático en el ámbito del SODRE. Según consigna Oscar Serra participaron en su oganización los autores, la Comisión Permanente del Primer Congreso de Teatro Rioplatense y una Comisión Municipal de Teatro. El director de esta primera Compañía fue Carlos Calderón de la Barca quien sería en 1947 el “Director de Escena” de Comedia Nacional. En 1943 se transformó en Teatro del Estado con un elenco integrado por actores uruguayos y españoles bajo la dirección de Margarita Xirgu. Antonio Larreta recuerda haber asistido a la representación de la obra de Justino Zavala Muniz Alto Alegre en que actuaba Alberto Candeau y lo extraño que resultaba escuchar diálogos en el castellano de España y el gauchesco rioplatense. (*V) En esa ocasión trabaron conocimiento Zavala Muniz y Margarita Xirgu iniciando una colaboración que sería fructífera años después.En 1945 se fundó Casa del Teatro, institución que reunió actores, autores, críticos y músicos y que planteaba el propósito de crear un elenco estable. Su presidente fue Ovidio Fernández Ríos quien integraría más adelante la primera Comisión de Teatros Municipales.El manifiesto de Casa del Teatro de enero de 1947 establecía: La Casa del Teatro del Uruguay estima que ha llegado el momento de crear en el país una conciencia vigilante respecto de los problemas fundamentales de nuestra escena, , ya que el movimiento teatral debe sistematizarse en una acción constructiva, en función de un ideal superior y procurando que el pueblo se identifique con él .Bastará recordar para esto que en todas las épocas de la civilización, el teatro constituyó una expresión cabal de la belleza, alcanzando todas las clases sociales, la sociedad llega también a espiritualizarse por el teatro; pero esto no puede ser un bien, un instrumento de renovación, una forma de existencia individual y colectiva si se le juzga como simple pasatiempo sin arraigo en la vida de los pueblos y sometido a un orden inmutable.El Estado debe asistir al teatro, aún respetando los módulos tradicionales, se reclama simplemente una orientación rigurosamente depurada, y recursos materiales suficientes para crear la comedia Nacional y organizar una temporada estable. Se requiere organizar con criterio racional una empresa noble, impersonal, con vastas proyecciones en la cultura del pueblo. Un teatro de calidad no puede organizarse como un espectáculo más, debe ser la culminación lógica de meditaciones esenciales, de un estudio desinteresado de la realidad y de un análisis sin prejuicios de las condiciones precarias en que se desenvuelve nuestro teatro.El Poder Ejecutivo acaba de incluir entre los asuntos que han motivado el llamado a reuniones extraordinarias del parlamento el que se refiere precisamente a la creación de la Comedia Nacional, y es la aspiración que pueda llegar así a una expresión concreta de realizaciones. La Casa del Teatro del Uruguay frente a ese hecho auspicioso reclama la atención que el mismo merece y pide que se acuerde preferencia a esta noble ambición que colmaría el persistente anhelo de autores, actores, y proporcionaría la oportunidad de ofrecer al pueblo los espectáculos que su cultura solicita, organizados sin el propósito exclusivo de lucro y teniendo en cuenta el desenvolvimiento gradual y sistemático de la labor artística. (*VI)
Que el elenco oficial fuera finalmente creado en el ámbito municipal y no estatal es explicado por Serra a partir de la asunción del gobierno de Tomás Berreta en marzo de 1947 y el ofrecimiento de la presidencia del SODRE a Justino Zavala Muniz:Blixen Ramírez, con su amplia experiencia como secretario de comisiones en el Palacio Legislativo y Zavala Muniz, con veinte años de actividad en las cámaras, consideraron que no sería posible concretar la creación de la comedia Nacional en la órbita del Estado.Para eso tuvieron en cuenta las resistencias surgidas en el propio SODRE, las discusiones bizantinas que postergaron la rápida sanción del proyecto en la Asamblea General en el mes de febrero, y sobre todo, el tiempo de estudio indefinido, en la Comisión de Constitución y Legislación, de la incompatibilidad planteada en el Senado, lo que impedía que Zavala pudiera aceptar la presidencia del SODRE e impulsar el proyecto desde allí.Zavala Muniz contaba con la amistad del nuevo Intendente montevideano, Andrés Martínez Trueba y ante la finalización de los trabajos de restauración en el Teatro Solís, sin destino fijo pues la situación generada por Perón hacía difícil la venida de elencos argentinos, decidió destrabar la situación sacando el proyecto de la órbita del Poder Ejecutivo para plantearlo a nivel del Municipio de Montevideo. (*VII)
El 17 de abril de 1947 el Intendente Andrés Martínez Trueba por resolución número 1200 creó la Comisión de Teatros:El Intendente Municipal de Montevideo resuelve: Instituir una Comisión de Asesoramiento para la Dirección y Administración de los Teatro Solís e Instituto Verdi, integrada con los señores Justino Zavala Muniz, don Ovidio Fernández Ríos, don José Pedro Blixen Ramírez, don Carlos Etchegaray y el Director General Interino del Departamento de Hacienda, don César Farell. Julio Caporale Scelta sustituiría a Blixen después de su fallecimiento. Al poco tiempo Zavala Muniz convocó a la prensa, a los artistas a través de la Sociedad Uruguaya de Actores, a la A.G.A.D.U., y a Casa del Teatro a nombrar delegados para trabajar en forma conjunta. Angel Curotto desde su cargo de Secretario Gerente informaba que la primera reunión de la Compañía se haría en el Foyer del Teatro Solís el 27 de agosto a la hora 17:Harán uso de la palabra en este acto el Sr Ministro de Instrucción Pública y Previsión Social Dr. Francisco Forteza, el Sr Intendente Municipal de Montevideo D. Andrés Martínez Trueba, y el Sr Presidente de la Comisión de Teatros Municipales D. Justino Zavala Muniz, procediéndose después al reparto de papeles de la obra de Ernesto Herrera “El León Ciego”. Han sido invitados especialmente a este acto: Autoridades Nacionales, Autoridades Departamentales, Asociación de Autores del Uruguay, Círculo de la Crítica, Sociedad uruguaya de Actores, Casa Del Teatro del Uruguay y la gran actriz Emma Gramática. (*VIII)
Por fin el acto formal de inauguración fue el 6 de setiembre de 1947. Oscar Serra relata el desarrollo del acto:En primer término el presidente de la CTM, senador Justino Zavala Muniz, esbozó su concepto general del teatro como vehículo de cultura, y llevó al ánimo de los actores presentes el convencimiento de que sus proyectos contarían con el amplio apoyo de las autoridades municipales.Comunicó el repertorio que se presentaría en esa temporada de ensayo: “El León Ciego” de Ernesto Herrera, “Tacos Torcidos” de Isidoro Sagües y “Juan Felipe” de Julián García, estos dos últimos, autores uruguayos residentes en Argentina.Trazó, además, el plan de acción futura que la Comisión pretendía para la Comedia Nacional, ampliando su trabajo a la enseñanza y al interior del país con alumnos de la Comedia Nacional y autores que estuvieran en los programas de literatura.Luego el ministro de Instrucción Pública, Dr Francisco Forteza ratificó el apoyo del Poder Ejecutivo a la obra de la CTM y proclamó oficialmente la candidatura de Zavala Muniz a la presidencia del SODRE.La actriz italiana Emma Grammática, que junto a la actriz argentina Angelina Pagano fueron las invitadas de honor que oficiaron de madrinas, luego de unas breves palabras de aliento para la experiencia que se iniciaba, dio a los intérpretes su opinión de cómo preservar y desarrollar la profesión y concluyó:”Al teatro hay que amarlo y hacerlo amar, tal la función primera del actor”. (*IX)
El estreno fue el 2 de octubre de 1947 con la obra de Ernesto Herrera El león ciego. Angel Curotto se emocionaba recordando:La Comedia Nacional había empezado a vivir. A vivir, a palpitar, al servicio de su pueblo, de sus artistas y de sus escritores. A vivir y a cumplir una ardua tarea, a resistir las dudas alternativas de la lucha, entre elogios y reproches de la prensa, a veces justos...como ayer, como hoy, como siempre. (*X)

CASA DE LUSSICH

CASA DE LUSSICH
VISTA LATERAL